Russia.- Rebelde sin importar su edad, Robbie Williams tuvo su momento de polémica durante la ceremonia de inauguración esta mañana cuando se le ocurrió mostrar el dedo medio a una cámara de televisión durante su actuación antes del primer partido del Mundial de Rusia.

Era el final de su presentación musical, terminaba la canción Rock DJ cuando hizo el acto que se transmitió a todo el mundo en vivo para luego dar media vuelta y caminar al centro del escenario.

Aseguran que se debió a que el empresario británico Bill Browder, enérgico crítico de Vladimir Putin hizo comentarios en las redes sociales criticando a Robbie por ‘Vender su Alma a un Dictador’.

De esta forma el cantante de rock de 44 años dio de qué hablar alrededor del mundo y frente a un Estadio Luzhniki con 80 mil aficionados.

En el repertorio que cantó Williams empezó con Let me Entertain you e incluyó Angels, la cual interpretó a dueto con la cantante de ópera Aida Garifullina.