octubre 24, 2020

RK Deportes

La Cima del Deporte

Representa mexicana competencia de Crossfit Games 2018

La competencia mundial de ejercicios funcionales reunirá a las 40 mujeres y a los 40 hombres más aptos del planeta. La novedad es que en la versión 2018 figura una mexicana que responde al nombre de Brenda Castro.

El evento, que consiste en probar fuerza, velocidad y coordinación en diferentes disciplinas, se realiza del 1 al 5 de agosto en Madison, Wisconsin y por primera vez Latinoamérica tendrá una representante, que es Brenda Castro.

«Estoy un poco nerviosa, pero muy emocionada, creo que es algo que va a pasar a la historia, nunca se había dado la oportunidad que una atleta latina pudiera clasificar a este mundial.

«Es un orgullo representar a mi País y a Latinoamérica, estoy dispuesta a dar lo mejor de mí, a poner mi corazón cada día de competencia para traerme un buen resultado», expresa la atleta Reebok oriunda de Monterrey.

¿Cómo explicar que México figura en este tipo de certámenes cuando en un principio se creía que se trataba de una simple moda, que era como una simple «fiebre» que con el paso del tiempo quedaría en el olvido?

Con exponentes como Brenda Castro, que se ha abierto camino a nivel internacional y ha servido de modelo de inspiración, los ejercicios funcionales se han consolidado a un nivel exponencial en el País.

En la Ciudad de México, Guadalajara y Monterrey, su nicho de exponentes ha crecido dramáticamente.

«Aquí en Monterrey y en la zona metropolitana hay alrededor de 200 «boxes» (salones de entrenamiento) del fitness que complementa levantamientos olímpicos, gimnasia, atletismo, hasta natación y muchas otras disciplinas olímpicas», señala Brenda.

Según Brenda, el deporte de los ejercicios funcionales produce un cambio físico y mental en las personas, a quienes vuelve más sociables y se vuelve una «cadenita» que anima a los atletas a estar activos constantemente.

«El día que una persona no entrena, te sientes como si te faltara un pedacito de tu vida, entonces, creo que este ha sido el éxito principal de nuestra disciplina deportiva».

«La comunidad es grandísima, tanto, que este año para el evento clasificatorio a nivel mundial hubo alrededor de 300 mil mujeres inscritas en todo el mundo, y ahí se seleccionan a las 40 mejores atletas de las nueve Regiones en las que está dividido a nivel mundial», externa Brenda.

Tan sólo en la categoría femenil, en Latinoamérica hubo 15 mil mujeres inscritas para buscar un lugar a los juegos Mundiales de Madison, Wisconsin.

«Los entrenamientos sirven para fortalecer ciertos planos musculares, hasta ejercicios aeróbicos, o de «endurance», de levantamiento de pesas, de halterofilia, de gimnasia, de atletismo y ciclismo».

«Para encontrar a la mujer o al hombre más apto sobre la tierra, no tienes por qué ser el más fuerte, ni el más rápido, ni el que tenga mejor condición, sino ser el atleta más completo», explica Brenda.

Para ello, agrega, se necesita tener una buena dosis de fuerza, velocidad y resistencia, así como estar preparado para cualquier circunstancia.

Para llegar a ser la número uno en Latinoamérica, Castro tuvo que dejar su trabajo para dedicarse de lleno a los ejercicios funcionales, mejorando su preparación física, con sesiones de 8 a 10 horas diarias, además de contar con una persona encargada de la nutrición.

«Creo que mis años más importantes han sido los tres últimos en los que me atreví a cambiar mi vida por completo y algo muy importante ha sido el respaldo de mis patrocinadores».

«A veces como atleta encontrar ese tipo de apoyos es lo más difícil, conseguir los recursos para poder participar a nivel internacional porque desafortunadamente a veces no se apoya a ciertos deportes y cuando son nuevos es aún más difícil», señala Brenda Castro, que hoy en día cuenta con un patrocinio de Reebok, que desde varios años creyó en ella.

Brenda aún no sabe qué tipo de pruebas tendrá que superar en el Mundial de Madison, Wisconsin, pues por lo regular les avisan un día antes de los ejercicios funcionales que tendrán que desarrollar para que en el evento mismo planee su estrategia.

«Es un poquito la parte complicada, ir preparado para lo que te puedan poner, porque realmente no sabes y tienes que prepararte de todo a todo».

«Pueden ser tal vez ciclismo de ruta, ciclismo de montaña, nadar en aguas abiertas, correr largas distancias, levantamientos olímpicos muy pesados, ejercicios de gimnasia, sentadillas profundas, muchas repeticiones y muy complicados, ejercicios de mover cosas muy pesadas, piedras, o estructuras, todo lo que sea de fuerza bruta, lo más rápido que se pueda», menciona Brenda Castro, quien mide 1.62 metros y pesa 62 kilos.

«Esta es la puerta que tanto tiempo hemos buscado los latinos en este deporte», asegura, «hay que demostrar que Latinoamérica se puede poner a la par de cualquier país, de cualquier región y que podemos dar una buena pelea y demostrar que aunque sea en condiciones diferentes, podemos con trabajo y sacrificio estar a la altura de cualquier país y de cualquier persona».

En este evento mundial para elegir a los más aptos de la Tierra, se programan entre 12 y 15 eventos, tres o cuatro por día y no hay horarios establecidos. El ganador se lleva cerca de 280 mil dólares.

«Voy en busca del primer lugar o de poder estar ahí peleando el «top ten» entre las mejores del mundo y el premio económico viene siendo como lo de menos a estas alturas.

«Compartir escenario con las personas que más admiras, es algo que les motiva muchísimo, apunta Brenda Castro, la representante de México en este Mundial de ejercicios funcionales al que llega con el apoyo de su familia, amigos y patrocinadores.

Con información de Reforma