«Me aburrí de ser mediocre”: Saldívar

Arturo Saldívar se manifestó con sensaciones positivas a unas cuantas horas de su reciente actuación en la plaza de toros México, un momento profesional donde desde su perspectiva, se inclina por el toreo de calidad, las zapatillas asentadas, la cintura rota y las muñecas sueltas.
En ese sentido, Arturo hizo particular hincapié sobre la evolución en su concepto taurino: «Quiero volver a los grandes escenarios, a donde se aprecie el toreo bueno, el toreo de vedad y de pureza, estoy reinventando mi modo de entrenamiento, dejando muchísimo el tema físico y apostándole mucho al tema mental». Comentó.
Asimismo, Saldívar mostró su agradecimiento con los ganaderos de Caparica, espacio en el cual se concentró física y espiritualmente con el objetivo de renovar su estado del arte, una introspección personal que el oriundo de Teocaltiche refirió como un retorno a las raíces, a los momentos que le recuerdan porque se encuentra toreando, pretendiendo por consecuencia un cambio de aires total.
Por otra parte, en relación a la lidia de su primer enemigo el pasado domingo en el coso de Insurgentes, expresó: «Ese toro me permitió expresarme muchísimo, la clave de esa faena fue tener la mente despejada y no encasillarme en derechazos y naturales, en cambiarle el pitón para que el toro no se aburriera y no me hiciera esos pequeños extraños».
Luego del golpe de atención que implicó su actuación dentro del séptimo capítulo de la Temporada Grande, Arturo Saldívar espera regresar a la plaza México donde pretende demostrar que no fue una mera casualidad: «Volví a ilusionarme, como cuando tomé la alternativa, estoy otra vez con la hiel en la boca». Concluyó.