El noruego Havard Lorentzen se consagró como ganador de la prueba de 500 metros de patinaje de velocidad en los Juegos Olímpicos de Invierno celebrados en PyeongChang, donde impuso un nuevo récord olímpico al llegar a la meta en un tiempo de 34.41 segundos.

Lorentzen superó la marca impuesta por el estadunidense Casey Fitzrandolph en febrero de 2002, cuando consiguió completar el circuito en 34.42 segundos durante la edición de los juegos de invierno en Salt Lake City, aunque el noruego se quedó lejos de alcanzar el récord mundial de 33.98 segundos que consiguió Pavel Kulizhnikov en 2015.

Además, Lorentzen se llevó el oro tras superar al surcoreano Min Kyu Cha por apenas una centésima de segundo, uno de los finales más cerrados en esta edición de la justa olímpica de invierno.

El bronce fue para el chino Tingyu Gao, quien llegó a la meta en un tiempo de 34.65 segundos, seguido por el finlandés Mika Poutala (34.68) y los japoneses Daichi Yamanaka (34.78) y Joji Kato (34.831), mientras que el holandés Ronald Mulder, medallista de bronce en Sochi 2014, terminó en el séptimo puesto con un tiempo de 34.839 segundos.

Esta es la primera vez desde 1948 que un noruego gana los 500 metros de patinaje de velocidad, con lo que el país escandinavo llegó a 28 medallas en PyeongChang 2018 para superar su récord de 26 preseas obtenidas en los Juegos Olímpicos de Invierno de Lillehammer 1994 y Sochi 2014.

Po. Nombre país

Tiempo

1. Havard Lorentzen Nor 34.41 2. Min Kyu Cha Kor 34.42 3. Tingyu Gao Chi 34.65 4. Mika Poutala Fin 34.68 5. Daichi Yamanaka Jap 34.78 6. Jaji Kato Jap 34.831 7. Ronald Mulder Hol 34.839 8. Nico Ihle Ale 34.89 9. Kai Verbij Hol 34.90 10. Jan Smeekens Hol 34.930