La historia de Ana, la niña que se hizo viral por la partida de Lobos BUAP a Ciudad Juárez

Futbol Mexicano Portada

Mientras un grupo de empresarios realizan negocio con la franquicia de Lobos BUAP, en Puebla, Ana Victoria no deja de llorar por la mudanza de los Licántropos.

Hace unos días, la niña de cinco años se hizo viral por un video en el que aparece llorando, porque ya no va a existir el equipo al que apoyaba cada 15 días.

“El domingo, mientras mi esposo la cuidaba en la casa, vio en la tele que el equipo ya se iba a otra ciudad y que lo habían vendido; entonces le dijo que ya no iban a jugar aquí, que el dueño necesitaba dinero y los había vendido”, contó Gabriela Sáez, mamá de Ana, a Mediotiempo.

“Ella comenzó a llorar y mi esposo la grabó para mandármelo, yo lo recibí y me pareció muy tierno y chistoso, entonces lo compartí en mis redes sociales. Ella estaba muy enojada, me quiso llamar y me dijo que ese señor (Mario Mendívil, titular del Patronato) necesitaba dinero y que vendió a sus Lobos BUAP. ‘Que mejor venda su coche, o algo, pero a los Lobos no’”, reclamó.

La niña, que apoya al club desde que tenía dos años, es la muestra de la orfandad que dejará el club entre sus aficionados después de que fue vendido para que Ciudad Juárez tuviera un equipo de Primera División.

“Está triste, todos los días nos pregunta si ya van a regresar, o a dónde puede ir a verlos», relató sobre la niña que hasta les ha sugerido mudarse a Chihuahua para seguirlos.

«Duerme con su Lobito y no lo suelta en todo el día, ella ahorró para comprárselo. El día que se lo pudo comprar, yo creo que fue el más feliz de su vida, tenía una sonrisa que no cabía en ningún lado. Siempre duerme con él”.

Su jugador favorito es Leo Ramos, el delantero que este torneo fue el referente por sus ocho goles.

Durante la Semana del Futbol en Cancún se hizo oficial la venta de la franquicia de Lobos BUAP a Ciudad Juárez, donde jugará el equipo a partir de la temporada 2019-20.