EFE.- El exfutbolista Juninho Paulista aseguró este miércoles a EFE que confía en la selección brasileña como ganadora de la Copa América, al tener unos jugadores y una comisión que saben «soportar la presión».

El exjugador del Atlético Madrid, ahora director de Desarrollo de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), se encontraba en Río de Janeiro con motivo del «Festival Evolución», un evento de la Conmebol y la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) que reunió a 200 niños para fomentar la responsabilidad social a través del fútbol.

Juninho elogió el juego de los futbolistas Gabriel Jesús y Dani Alves en la victoria de la selección brasileña contra Argentina (2-0), lo que aseguró la clasificación de los anfitriones en la final de la Copa América.

A pesar del triunfo del conjunto de Adenor Bachi ‘Tite’, que buscará el próximo domingo su noveno título de Copa América, Juninho declaró que Argentina «jugó su mejor partido y fue muy difícil para Brasil».

«Tuvimos una actuación muy buena con futbolistas individuales jugando muy bien, como Gabriel Jesús, Daniel Alves y también Alisson, que estuvo muy seguro. Creo que marcan la diferencia, es importante que en partidos así de competitivos nos fijemos en los detalles para vencer», añadió el exfutbolista.

Asimismo, Juninho subrayó que el centrocampista brasileño Philippe Coutinho «tuvo la oportunidad de abrir espacio para los otros jugadores» y su papel «es muy importante dentro de la selección».

Con respecto a la actuación de Messi, quien concluye otro torneo sin conseguir conquistar un título con la selección argentina, Juninho apuntó que es «un jugador extraordinario con el que siempre hay que tener cuidado» y que «a pesar de la edad sigue con chispa para seguir luchando por un título con Argentina».

Por su parte, en relación a los rumores que apuntan a que Neymar puede volver al FC Barcelona, el exjugador del Atlético Madrid afirmó que si él fuese el dueño de un equipo querría tener al brasileño en su plantilla «porque es considerado uno de los mejores futbolistas del mundo».