Redacción RK

Charlie Woods impresionó este sábado a su padre, la estrella del golf Tiger Woods, con un espectacular eagle en su primera participación como pareja en el torneo familiar PNC Championship en Orlando (Florida).

A sus 11 años, Charlie lanzó un drive de 159 metros que rebotó en el green y quedó a cuatro pies (un metro) del agujero del hoyo tres, par-5.

Después de celebrar el golpe levantando el puño en el aire, al estilo de su padre, el pequeño convirtió el putt recibiendo el abrazo de un radiante Tiger Woods.

El dúo, que compite con la misma vestimenta de pantalón negro y camiseta morada, es el centro de atención de este torneo por parejas del circuito PGA que se disputa hasta el domingo en el Ritz-Carlton Golf Club de Orlando, sin la presencia de espectadores.

Charlie, cuyo estilo de swing recuerda al de su célebre padre, ha levantado elogios durante esta semana. El sábado logró también un birdie en la primera ronda, en la que el dúo terminó con un total de 62 golpes, 10 bajo par, que les sitúan en la sexta posición compartida.