octubre 23, 2020

RK Deportes

La Cima del Deporte

Clásico Capitalino, rodeado de confrontaciones entre afición y policías

Estadio Azteca – Si bien la Secretaría de Seguridad Publica desplegó un operativo con 2 mil 700 elementos para resguardar a la afición que se dio cita esta noche en las instalaciones del Estadio Azteca, los conatos de bronca no se hicieron esperar, sobre todos aquellos protagonizados por los mimos policías y fanáticos de América y Pumas.

Previo al inicio del juego, un grupo de seguidores azulcremas agredieron a un trabajador de la empresa privada de seguridad del Coloso de Santa Úrsula, después un policía apareció para calmar la situación, pero lo hizo con patadas hacia los agresores.

Otro momento fue cuando dos aficionados felinos fueron retirados del Nido a jalones y entre un gran número de uniformados, ambos fueron escoltados hasta las rejas donde se les retiró el boleto para evitar un nuevo ingreso.

Ya en las rampas del Azteca, la valla formada por los mismos policías para resguardar a la porra auriazul tuvo un enfrentamiento con un pequeño grupo de seguidores de Pumas, uno de ellos terminó golpeado y ensangrentado del rostro.

Del otro lado del inmueble, justo donde el Ministerio Público se instala, un fanático de las Águilas fue detenido y llevado a uno de los camiones luego de discutir con los policías de la entrada del lado de Tlalpan. Asimismo, la detención de revendedores fue una de las actividades más ejecutadas con decenas de individuos atrapados ofreciendo las entradas para el enfrentamiento.